sábado, 30 de julio de 2016

En momentos aciagos de la Historia de la Humanidad y en el que Francisco visita Auschwitz, las líneas recibidas de Helène Gutkowski, nos han conmovido profundamente. Las compartimos,


Queridos,
Les cuento, que la última barbaridad que ocurrió en Francia, el degollamiento de un sacerdote en una iglesia, me conmueve muy particularmente, me perturba… porque es en ese pueblo, St Etienne du Rouvray, que nació mi Tata, la salvadora de mis padres y de mi hermano.
Y debe haber sido en esa iglesia, ahora profanada, que Tata fue bautizada…
Fue en St Etienne du Rouvray que empezaron mis búsquedas de información relativa a Marie Alice Jacquot, hará unos 15 años. Yo suponía que era un muy pequeño pueblo, un típico entorno francés. Y aún recuerdo la sensación de extrañeza que me embargó cuando Salomón y yo ingresamos a St Etienne que de típicamente francés ya no tenía nada, por lo menos en esos dos kilómetros que recorrimos hasta llegar a la municipalidad. De ambos lados de esa calle, edificios y edificios, de estos que en francés se llaman HLM (construcciones populares para dar vivienda urgente a pobres e inmigrantes…),y caminando por esa calle… ningún Francés, solo personas con djilabas o con velos… y todavía recuerdo haber pensado que si Tata volviese a su pueblo, no lo reconocería…
Coïncidencias? Llamados de la historia?
Diferencias entre seres que se brindan para ayudar y salvar a desconocidos y otros… que sólo viven para matar a quienes son distintos de ellos !


El Papa Francisco rezó el viernes 29 de Julio, en silencio en el campo de exterminio nazi de Auschwitz

El País, agencia Cracovia, Polonia, 29 de Julio/2016

El papa Francisco ha visitó el viernes 29,  el campo de exterminio nazi de Auschwitz-Birkenau, en Polonia, donde fueron asesinados más de un millón de personas, la inmensa mayoría judíos. Durante una hora y media recorrió el campo en completo silencio, que solo ha rompió para saludar a las autoridades polacas y judías, a diez supervivientes, y a otro grupo reconocido como "los justos entre las naciones", que arriesgaron su vida para ocultar y proteger a judíos.
Sus únicas palabras públicas han sido las que ha escrito en el libro de Honor: "Señor, ten piedad de tu pueblo. Señor, perdón por tanta crueldad".
Poco después de las nueve de la mañana, el pontífice atravesó completamente solo la conocida entrada del campo bajo la inscripción en hierro forjado "Arbeit macht frei" (El trabajo os hace libres). Luego, se  trasladó en un pequeño coche eléctrico al patio donde eran llamados los condenados a muerte. Allí fue donde hace 75 años el sacerdote polaco Maximiliano Kolbe se ofreció para morir a cambio de un padre de familia polaco que iba a ser fusilado.
Francisco I es el tercer Papa que visita el campo de exterminio. El primero fue Karol Wojtyla, en 1979. San Juan Pablo II se encontró entonces con Franciszak Gajownizek, el hombre al que el padre Kolbe había salvado la vida.
Francisco, pasó cerca de diez minutos orando sentado en la penumbra y con la puerta enrejada a sus espaldas en la que fue la celda de Kolbe…..
Tras besar y tocar con la mano uno de los postes destinados a los fusilamientos, el Papa ha encendió una lámpara de aceite frente al muro en el que ocurrieron las ejecuciones durante los años la Segunda Guerra Mundial (1939-1945).
En un coche eléctrico que viajaba paralelo a las vías del tren de esa época, el pontífice llegó hasta el campo de Birkenau, el "Auschwitz 2", construido a unos tres kilómetros de distancia para que Adolf Hitler llevase a cabo la llamada "solución final" con la que pretendía exterminar a todos los judíos.

El  Papa caminó frente a las lápidas de mármol con inscripciones en los 23 idiomas de los prisioneros. El gran rabino de Polonia, Michael Schudrich, cantó en hebreo el Salmo 130, el De Profundis, que luego ha sido leído en polaco por el sacerdote de una ciudad donde toda una familia católica fue asesinada por ocultar judíos. Francisco, se encontró con un grupo de 25 católicos que arriesgaron sus vida durante la ocupación nazi y habló  brevemente con cada uno de ellos.

Estamos en Guerra!!!!!, advierte el Papa en su viaje a Polonia


UN LLAMADO PARA ATENDER LOS CONFLICTOS OLVIDADOS

José María Poirier -Lalanne
Para La Nación

El diálogo interreligioso y el empeño por la paz entre los pueblos son, junto a su preocupación por los más pobres y excluidos, temas centrales del mensaje de Francisco desde el inicio de su pontificado. Siempre se refirió a los enfrentamientos que están ensangrentando la sociedad como a una nueva guerra mundial, en pedazos. Lo percibía en las "periferias del mundo", en los conflictos "olvidados" y en las persecuciones que obligan a miles a buscar refugio en otros países.
Jorge Bergoglio no quiere que se hable de guerras de religión, aunque haya elementos que permitan conjeturar el peligro amenazante de los fundamentalismos. Para él, el fundamentalismo es una suerte de herejía o de enfermedad que traiciona el mensaje más hondo y genuino de las tradiciones religiosas. Tampoco quiere hablar de inseguridad, sino llamar a las cosas por su nombre: sostiene que también hoy estamos en tiempos de guerra. Y las guerras, insiste, se originan en los más viles intereses.
Justo es reconocer, además, que en no pocos actos de desenfrenada violencia participan jóvenes resentidos y psicológicamente alterados. Por otra parte, desentrañar las razones de la guerra es una compleja tarea que no ignoraron grandes pensadores y auténticos líderes sociales en todos los tiempos, y se trata de un mal que acompaña a la historia. En el ámbito católico, con el memorable discurso de 1965 ante la ONU, se alzó la voz de Pablo VI: "¡Nunca más la guerra!".
Francisco es hoy una de las pocas figuras referenciales en el mundo, auténtico en su austeridad y en su decir sin vueltas lo que piensa. Advierte con severidad sobre la hipocresía de quienes pretenden ignorar el sufrimiento ajeno, sobre todo si está lejos, y sólo perciben la inseguridad cuando los alcanza. Hoy, en Polonia, rodeado de jóvenes de muchos países, espera que ellos "nos digan algo que nos dé un poco de esperanza en este momento".
El autor es Director de la revista Criterio


¡Hasta cuando, Señor! Basta de Barbarie! Sí a la Paz en el mundo

Consternados ante un nuevo hecho de barbarie por la toma de rehenes y el asesinato de un sacerdote católico en la Iglesia de Saint Etienne du Rouvray , en la Normandía, seguiremos levantado nuestra humilde voz, llamando a todas las Naciones del mundo a que reaccionen frente a  estos ataques del EI, que han dejado saldos de terror y muerte en el mundo entero.

Desde América Latina, hacemos un llamado, a fin  que se sigan  generando espacios donde  prevalezcan el sentido común, el respeto por cada ser humano y no permanezcamos indiferentes ante hechos que destruyen a la humanidad y coartan la Esperanza de vivir en Paz y Comunión.

En su mensaje, el Papa  Francisco,  manifiesta que  “se une al sufrimiento de las familias, al dolor de la parroquia y la diócesis de Ruán”.
El pontífice dice estar “particularmente afectado por este acto de violencia durante una misa” e “implora la paz de Dios para todo el mundo” y pide “al Señor inspirar a todos los pensamientos de reconciliación y hermandad tras este nuevo suceso”.
Se trataría así del primer acto de terrorismo de matriz islámica contra un objetivo católico en Europa.

Que el Señor de todos, inspire a los hombres a buscar la reconciliación, la esperanza y el sagrado deber de vivir en un mundo de Paz y  Fraternidad.

Martha de Antueno
CAJC y CD



lunes, 25 de julio de 2016

Francisco ante la corrupción estructural


Consciente de que no se pueden denunciar delitos en la sociedad si no se lucha contra éstos en la propia comunidad, el Papa ha dado muestras de su determinación para poner fin a complicidades que ofenden a Dios y lastiman a los más débiles

PARA LA NACION
VIERNES 22 DE JULIO DE 2016

La decisión del arzobispo de Mercedes-Luján de formar una comisión canónica para investigar lo sucedido en General Rodríguez muestra la envergadura del caso y replantea la cuestión sobre la posición de la Iglesia ante la corrupción estructural. Cabe la pregunta: ¿qué dice y qué hace Francisco contra la corrupción? Aquí sólo señalo algunos dichos y hechos.

viernes, 22 de julio de 2016

Tres Papas en Auschwitz y Birkenau

Vatican Insider

Francisco es el tercero que visita los campos de concentración polacos, después de Juan Pablo II y Benedicto XVI. Tres Pontífices, tres biografías. Tres caminos pastorales y tres estilos en el ejercicio del ministerio episcopal. Sin embargo, expresan el mismo gesto de dolor en el lugar en donde el ser humano conoció su maldad más oscura

LUIS BADILLA - FRANCESCO GAGLIANO - CIUDAD DEL VATICANO

La visita peregrinaje del  Papa Francisco a  Auschwitz - Birkenau, prevista el viernes 29 de julio por la mañana, ha suscitado (como había que esperarse) mucho interés en la prensa a pocas horas de su anuncio oficial. El Santo Padre se dirigirá en peregrinaje de oración, en silencio, a este sagrario del dolor 37 años después de la primera visita de un Papa (Juan Pablo II, el 7 de junio de 1979) y 10 años después de la segunda visita de un Pontífice, la de Benedicto XVI ( 28 de mayo de 2006)

Juan Pablo II

San Juan Pablo II, Papa polaco, celebró la Eucaristía y pronunció una conmovedora homilía en Auschwitz - Birkenau. Comenzó con estas palabras: « Un lugar que fue construido sobre la crueldad. Conduce a él una puerta, que todavía existe, sobre la cual se puso una inscripción “Arbeit macht frei”, que suena a mofa, porque su contenido se contradecía radicalmente con lo que ocurría dentro». Después, Karol Wojtyla observó con fuerza: «¿Puede todavía extrañarse alguien de que el Papa, nacido y educado en esta tierra; el Papa que ha ido a la Sede de San Pedro desde la diócesis en cuyo territorio se halla el campo de Auschwitz, haya comenzado su primera Encíclica con las palabras Redemptor hominis y que la haya dedicado en conjunto a la causa del hombre, a la dignidad del hombre, a las amenazas contra él y, en fin, a sus derechos? ¡Derechos inalienables que tan fácilmente pueden ser pisoteados y aniquilados….

Benedicto XVI,

En 2006, Papa Benedicto XVI, el Papa alemán, prefirió, en lugar de la Santa Misa, un momento de oración y después pronunció uno de sus discursos más fuertes y conmovedores. « El Papa Juan Pablo II estaba aquí como hijo del pueblo polaco», dijo Joseph Ratzinger. Y después añadió: «Yo estoy hoy aquí como hijo del pueblo alemán, y precisamente por esto debo y puedo decir como él:  No podía por menos de venir aquí. Debía venir. Era y es un deber ante la verdad y ante el derecho de todos los que han sufrido, un deber ante Dios, estar aquí como sucesor de Juan Pablo II y como hijo del pueblo alemán, como hijo del pueblo sobre el cual un grupo de criminales alcanzó el poder mediante promesas mentirosas, en nombre de perspectivas de grandeza, de recuperación del honor de la nación y de su importancia, con previsiones de bienestar, y también con la fuerza del terror y de la intimidación; así, usaron y abusaron de nuestro pueblo como instrumento de su frenesí de destrucción y dominio. Sí, no podía por menos de venir aquí». Después añadió: «Nosotros no podemos escrutar el secreto de Dios. Sólo vemos fragmentos y nos equivocamos si queremos hacernos jueces de Dios y de la historia. En ese caso, no defenderíamos al hombre, sino que contribuiríamos sólo a su destrucción. No; en definitiva, debemos seguir elevando, con humildad pero con perseverancia, ese grito a Dios:  "Levántate. No te olvides de tu criatura, el hombre". Y el grito que elevamos a Dios debe ser, a la vez, un grito que penetre nuestro mismo corazón, para que se despierte en nosotros la presencia escondida de Dios, para que el poder que Dios ha depositado en nuestro corazón no quede cubierto y ahogado en nosotros por el fango del egoísmo, del miedo a los hombres, de la indiferencia y del oportunismo».

Francisco

Dentro de pocos días será la visita del Papa Francisco y llevará a cabo con modalidades diferentes de las que tuvieron las dos visitas anteriores. No habrá ninguna homilía ni un discurso. El Santo Padre, que inicialmente había pensado en una alocución, aclaró recientemente, respondiendo a una pregunta que le hizo el padre Federico Lombardi, durante la conferencia de prensa que ofreció en el vuelo de Armenia a Roma (el pasado 26 de junio): «Yo quisiera ir a aquel sitio de horror sin discursos, sin gente, solo los pocos necesarios… ¡Pero los periodistas seguro que estarán! Pero sin saludar a este y a este… No, no. Solo, entrar, rezar… Y que el Señor me dé la gracia de llorar».

De esta manera, el Papa Francisco, cerrará una especie de catequesis Pontificia sobre el Holocausto: oración, reflexión y silencio en los lugares, no los únicos, que se han convertido en el símbolo de una de las páginas más negras de la humanidad, del arbitrio y del poder de muerte absoluto del hombre sobre el hombre. No fue casual que en Yad Vashen, el 26 de mayo de 2014, el Santo Padre dijera: «En este lugar, memorial de la Shoah, escuchamos resonar esta pregunta de Dios; ‘¿Adán, dónde estás?’. En esta pregunta está todo el dolor del Padre que ha perdido al hijo. El padre conocía el peligro de la libertad; sabía que el hijo habría podido perderse… ¡pero tal vez ni siquiera el Padre podía imaginar tal caída, tal abismo! Ese grito: ‘¿Dónde estás?’, aquí, frente a la tragedia inconmensurable del Holocausto, resuena como una voz que se pierde en un abismo sin fondo…».

miércoles, 20 de julio de 2016

18 de Julio de 2016


Cristina C. de Lerner

El 18 de julio es un día que continúa conmoviendo a todos por igual: amigos parientes, desconocidos o conocidos de las víctimas, argentinos sin nombre pero con memoria, vecinos cercanos o más retirados, gente en fin.....
Nos habíamos creído que éramos un país alejado de los graves y sangrientos conflictos que siempre ocurrían en otras geografías más lejanas....
La explosión de la embajada de años atrás no nos había despertado del todo....
El odio y la muerte en una bomba que estalló, nos enfrentó con el dolor  que hoy sigue conmoviendo el corazón y anida en la indignación más profunda...
¿Quién  sino Dios es dueño de la vida? Quién sino el odio y la muerte entrelazados pueden ordenar y planificar la destrucción ?
En el predio de la Amia que recuerda a las víctimas yacen sueños, amores, proyectos, alegrías, dolores, memoria.... Por todos ellos y sus allegados elevamos una plegaria desde el corazón,  en la certeza del encuentro en la casa del Padre y decimos con el salmista:

"Desde lo más profundo te invoco Señor, ¡oye mi voz!
Estén tus oídos atentos a la voz de mi plegaria
Mi alma espera en el Señor y yo confío en su palabra....

 y uniendo nuestros pensamientos y nuestro corazón con las víctimas y sus familiares digamos desde el corazón las palabras del salmista:
" Yo  se que el Señor hace justicia a los humildes,  defiende los  derechos de los pobres,  y  los  justos  darán .gracias a su nombre....


lunes, 18 de julio de 2016

18 DE JULIO DE 1994 - 18 DE JULIO DE 2016

La CAJC sigue y seguirá recordando
E. Daniel Levin

 "Ponle precio a la vida"
¿Hasta dónde puede el individuo -no humano- degradar y deshumanizar una vida?
Como señalaba Elie Wiesel: "¿Cómo uno cuenta a niños, grandes y pequeños, que la sociedad pudo perder su mente y empezó a asesinar su propia alma?"
El creciente salvajismo nos traslada a épocas impensables. Es que el ser humano se ha transformado en un simple objeto deshechable, pero que contiene un único valor absoluto: el terror.
No hay nombres, no hay edades, tampoco distinción de género ni confesión. No interesa quién ha sido, a quién pertenece, cuál es su historia, su identidad, sus pertenencias. Solo es un un  objeto desechable, básico, maleable, cuyo único fin es "sumar puntos" en la tabla de los logros despiadados.
¿Acaso alguna Nación pensará que se extinguirá solo? ¿Pensarán que alguno está exento de ser sorprendido y desgarrado?
El calendario se va colmando de fechas siniestras. Las banderas publicadas con el signo de duelo van colmando las redes sociales -si es que cuentan con el "privilegio" de ser reconocidas en su dolor, ya que algunos países pareciera ser que "no sufren" con los asesinatos masivos.
¿Aún faltará tiempo para que las Naciones despierten? ¿Será selectiva la intervención de la UN?
Desearía poder seguir creyendo en que podamos recuperar la dignidad humana, y que cada ser humano coherente de nuestro Planeta reaccione con convicción y con justicia plena...

Como figura en el final del Salmo 27: "Ten esperanza en Ds, que se anime y fortalezca tu corazón, y confía plenamente en el Creador"

sábado, 16 de julio de 2016

La barbarie no da tregua


Nuestra Institución condena absolutamente este nuevo atentado ocurrido en Niza, donde el dolor y el espanto han teñido nuevamente suelo francés.

Pareciera que el ser humano, se empecina en destruir y herir el corazón del hombre, gozando el  espanto de no respetar la sacralidad de la persona humana.

Día a día pareciera que nos acostumbramos a estos horrores y el mundo calla indiferente ante el clamor que llega hasta lo más profundo

¡Hasta cuando Dios nuestro, seguiremos andando este camino de locura, de indiferencia , de salvajismo sin control, de desatinos tan grandes y no seremos capaces de reaccionar contra la destrucción de la vida que reclama su derecho a emerger del caos, del odio, de tanta locura  que nos lleva al límite.

¿Hemos entrado en la noche oscura, sin retorno, hacia el abismo del cual no hay regreso?

No permitamos que esto ocurra, por cada uno de nosotros, por nuestros hijos, por nuestro prójimo, por quienes trabajamos por la Paz y ansiamos vivir en el mundo que merecemos. ¿Qué merecemos?, En nosotros está la respuesta.


Martha de Antueno y CD 

jueves, 14 de julio de 2016

LA CAJC EN EL HOSPITAL RIVADAVIA


“Las adicciones, como respuesta al vacío de espiritulidad y de valores legítimos de la vida”

MG. Lic. Daniel E. Levin

El pasado primero de julio, en el marco del curso de posgrado de Psiquiatría y Espiritualidad, dirigido por las Dra. Bianchi, en el Hospital Rivadavia de Buenos Aires, hemos compartido un panel interreligioso sumamente enriquecedor.

Con representantes del Judaísmo, Cristianismo, Budismo e Hinduismo, hemos desarrollado una temática compleja: "Las adicciones como respuesta al vacío de espiritualidad y de valores legítimos de la vida".

Como es muy frecuente en estos eventos, una serie de similitudes y coincidencias volvieron a emerger en las disertaciones propuestas.

Algunas de las principales ideas han sido:

Las adicciones como un mal hábido que promueve la desconexión tanto con sus seres queridos y entornos, como para con Dios

La fundamental importancia de que los diversas confesiones ofrescan respuestas válidas y un marco de contensión comprometido

El poder interrogarse acerca del ser en el mundo y la necesidad de tener un propósito en la vida. Toda persona tiene la posibilidad de iluminar.

Fortalecer valores legítimos siendo para uno mismo, para los otros y para con la Divinidad.

Participaron de la Jornada,

Dra Fátima Baalbaki, -Islam- Musulmana
Sra Cristina C. de Lerner, -Catolicismo-
Lic. E.Daniel Levin, -Judaísmo-
Maximiliano Contreras Ramos- Hinduismo-
FacundoRozada Ayestarán, Hinduismo
Cecilia Victoria Ocampos –Budismo-
Cecilia Victoria Ocapos
Coordinacióñ, Dra Raquel Bianchi- Sra. Martha de Antueno









martes, 5 de julio de 2016

Ha partido Elie Wiesel, ZL, Premio Nobel de la Paz, que nos deja un legado único e irremplazable

No hay palabras para expresar la congoja que  sentimos Judíos y Cristianos al enterarnos de su partida. Pero no solo Judíos y Cristianos, la humanidad toda recuerda en estos momentos a ese ser maravilloso y único, que trabajó sin descanso en defensa de los Derechos Humanos y que hizo de ello su opción de vida.

Sus palabras, escritas con inmenso dolor quedarán en nuestros corazones y serán luz  en la vida de cada uno de nosotros, aquellos que hemos comprendido el significado de la Shoá y que, recogiendo su mensaje, seguiremos el camino de trabajar por la Paz y el Diálogo entre los seres humanos. NO a las guerras, NO a los desencuentros, NO a la falta de valores, NO a la explotación del hombre por el hombre, SI a la convivencia pacífica y armoniosa, SI al respeto entre los seres humanos, SI a la vida que clama desde lo  más profundo  de cada ser, porque tenemos que ser capaces de construir un mundo en Paz y armomía, para recuperar nuestra propia esencia y cumplir con el inmenso regalo que el Creador nos hizo. Elie Wiesel, ZL, nos lo recuerda expresando:  "Jamás olvidaré esa noche, esa primera noche en el campo de concentración que hizo de mi vida una sola larga noche bajo siete cerrojos", escribió Wiesel. "Jamás olvidaré esa humareda. Jamás olvidaré las caritas de los chicos que vi convertirse en volutas de humo bajo un silencioso cielo azul. Jamás olvidaré las llamas que consumieron para siempre mi fe. Jamás olvidaré ese silencio nocturno que me quitó para siempre las ganas de vivir. Jamás olvidaré esos instantes que asesinaron a mi Dios y mi alma, y convirtieron en polvo mis sueños. Jamás lo olvidaré, aunque me condenaran a vivir tanto como Dios. Jamás."

Martha de Antueno
Presidente

CAJC