martes, 6 de agosto de 2013

Reunión en la Casa Pastoral de la Diócesis de San Isidro




Gracias P. José Luis Quijano, Rector del ISCA -Instituto Superior de Catequesis Argentino-y gracias Graciela Stegnar, catequista y colaboradora del P. Cote, por recibirnos, una vez más y junto a ustedes,  organizar el hermosísimo encuentro del que fuimos parte, la pasada semana.

Reunidos por el Judaísmo: Adrián Mirchuk -NCI Emanu El-; por el Islam, Nancy Falcón -Directora del Centro Intercultural "ALBA" de la Casa de la Amistad Argentino Turca-; por el Budismo, Pablo Kapfer y Mariana Oshimo -Sokka Gakai Argentina- y por el Hinduismo, Adi Yajña y Prema Rasarnava, dos de los monjes del Movimiento de Hare Krishna, a quienes también damos nuestras inmensas gracias Transcribimos los envío de Graciela Stegnar y Nancy Falcón, de modo que, nuestros lectores,  puedan percibir el profundo y "especial" momento que vivimos, reunidos en hermandad, comprensión mutua y diálogo compartido.



¡El jueves 1 de agosto a las 18hs. nos encontramos en la Casa Pastoral de la Diócesis de San Isidro!
Nos convocaba el deseo de hermanar experiencias nacidas del corazón y de la búsqueda de diversas y ricas espiritualidades, en la vida de fe de comunidades creyentes judías, musulmanas, hinduístas y budistas.
Fue un encuentro  pensado especialmente para catequistas (católicos) que se están formando para su ministerio.
A partir de lo vivido en esa tarde, ellos podrán llevar a sus niños y adolescentes  el sentir de quienes, teniendo la paz, el amor y la justicia como valores esenciales en sus vidas, brindaron sus testimonios, mostraron cómo viven su fe cada uno y apreciaron en cada “otro” la presencia reveladora de la Vida creadora que da sentido único y eterno a todo el universo.
Nos acompañó la alegría del respeto mutuo, la riqueza de los distintos credos, el afecto de la vida compartida y sobre todo la calidez y dedicación que en nombre de la Confraternidad Judeocristiana Argentina, nos regalaron de Martha y Marita.
Muchas gracias y que el Buen Dios las bendiga

Graciela Stegnar




El Centro de Diálogo Intercultural Alba participó ayer junto a representantes del judaísmo, budismo e hinduismo de un encuentro de distintos credos, organizado por La Escuela Diocesana de Catequesis del Obispado de San Isidro y la Confraternidad Argentina Judeo Cristiana, en la búsqueda de una profunda comunión y diálogo en donde todos pudieran relatar cómo viven su Fé.
El Papa Francisco sostuvo, ante referentes de distintas religiones que habían asistido a felicitarlo por su asunción, que “la Iglesia Católica es consciente de la importancia que tiene la promoción de la amistad y el respeto entre hombres y mujeres de diferentes tradiciones religiosas”. En consonancia con tales enseñanzas, la Casa Pastoral Diocesana, presidida por el Presbítero José Luis Quijano, abrió sus puertas a un momento compartido con representantes de distintas religiones: participaron por el judaísmo Adrián Mirchuk, por el Islam, Nancy Falcón y Rasit Ulker, por el budismo, Carlos Miyahira y por el hinduismo, Adi Yajña y Prema Rasarnava. Cada uno de ellos expresó la experiencia, gracia, riesgo y compromiso de vivir su Fé.
En el marco del sagrado mes de Ramadán, el encuentro comenzó con la oración islámica de corte del ayuno recitada por Rasit Ulker y acompañada por Nancy Falcón, ambos representantes de Alba. A partir de allí empezó el intercambio de experiencias donde se destacó el valor del diálogo interreligioso, la importancia de incentivar a la juventud al compromiso en la Fé como motor para el cambio y, sobretodo, aquello que une a los diferentes credos en vez de separarlos, la esencia común que comparten. Luego se abrió el micrófono al público presente, conformado, en su mayoría, por catequistas y alumnos de la institución y se recitó una oración conjunta de todas las religiones.

Aquello que comenzó con un rezo debía terminar con una sonrisa, es por ello que para el cierre del encuentro los integrantes del panel y el público unieron sus voces para entonar la conocida canción Solo le pido a Dios, de Juanes.

Nancy Falcón

No hay comentarios: