lunes, 10 de diciembre de 2012

" Quien carece de camisa, no está obligado a ir a misa".


Hay días en que  es bueno descansar de nuestras actividades diarias y reflexionar sobre cosas de la vida que nos interpelan, teniendo presente las festividades tan trascendentes que festejamos durante el mes de diciembre


 
Un sencillo ejemplo sobre la expresión popular: " Quien carece de camisa, no está obligado a ir a misa".
Un cuento esloveno
Cordialmente,
Horacio Varela Roca,

Para ver nota completa , ingresar en:

No hay comentarios: