miércoles, 30 de diciembre de 2009

DIA INTERNACIONAL PARA LA RECORDACIÓN DEL HOLOCAUSTO




La Confraternidad Argentina Judeo Cristiana, miembro del Capítulo Argentino del Grupo de Trabajo para la Cooperación Internacional de Educación, Rememoración e Investigación del Holocausto, tiene el agrado de invitar al acto que se llevará a cabo en el lugar y fecha indicadas en la invitación que se lee a continuación.

Les hacemos saber a todos que, por razones de seguridad, quienes deseen asistir, deberán confirmar su asistencia por mail (ceremonial.ddhh@gmail.com) o telefónicamente (5167-6506) en la forma establecida en la invitación, haciéndose saber asimismo el número de DNI o cédula de identidad, documento que les será requerido en la oportunidad.

Los esperamos en tan importante homenaje.



lunes, 28 de diciembre de 2009

Que Festejamos en Januká

En la época del segundo Templo de Jerusalem, el imperio Griego - que gobernaba en la tierra de Israel - decretó varios decretos en contra del pueblo de Israel con la finalidad de anular su religión. Ellos prohibieron el estudio de la Torá (Pentateuco) y el cumplimiento de las Mitzvot (Mandamientos), se apoderaron de su dinero y de sus hijas. Además, los griegos también entraron al Templo Sagrado destruyendo varias partes de él, e impurificaron los elementos puros que en él se encontraban.

El pueblo de Israel sufrió mucho por causa de los griegos, hasta que los hijos de los Jashmonaim los Sumos Sacerdotes, se propusieron detener toda esta catástrofe. Ellos mataron a los enemigos y salvaron al pueblo de Israel de sus manos. También instituyeron un rey de los sacerdotes y el reinado retornó al pueblo de Israel por más de 200 años, hasta la destrucción del Segundo Templo en el año 68 de la era común.

El día 25 del mes de Kislev los hijos de Israel vencieron a sus enemigos, destruyéndolos. Se relata que ellos entraron al Templo y sólo encontraron allí un frasco de aceite puro que tenía el sello del Sumo Sacerdote y que sólo alcanzaba para encender la menorá (el candelabro) del Templo un solo día. Sin embargo, con ese aceite pudieron encender la menorá durante ocho días, hasta que machacaron olivas y extrajeron nuevamente aceite puro.

Por todo esto, Nuestro Sabios de aquella generación decretaron que sean estos ocho días - a partir del 25 de Kislev - días de alegría y de alabanza, y que en ellos se enciendan luces durante ocho noches, para mostrar y difundir el milagro ocurrido.

La palabra hebrea janú significa "descansaron" y el valor numérico de las letras kaf y hei suma 25 (ya que en hebreo cada letra tiene un valor numérico, la letra kaf, 20 y la hei, 5). Esta fiesta se llama Januká pues ellos descansaron (janú) después de mucho tiempo de batallas y de dificultades, pudiendo reinaugurar, purificando el Templo de Jerusalem y encendiendo sus luminarias.

La costumbre es encender cada día una vela más, aumentando día a día su intensidad, pues cada uno de nosotros debe reconocer a Su Creador con agradecimiento y encendiendo más luces para iluminar toda la humanidad.

Luces de paz


Mientras abrimos a diario los diarios y recorremos los titulares que destacan casi en forma permanente los brotes de violencia típicos de nuestra convulsionada era, el objetivo de la paz ocupa el lugar de máxima prioridad en nuestras mentes. Todos oramos por el día que una verdadera paz habrá de dar tranquilidad a la tierra de Israel y al turbulento mundo en que nos ha tocado vivir.

Sin embargo, a fin de asegurar esta posibilidad que todos esperamos, resulta imprescindible el iluminar la abrumadora oscuridad que prevalece en nuestra sociedad, de modo que nuestras perspectivas resulten claras y bien definidas. La función de traer la luz y la paz al hogar, se le ha otorgado específicamente a la mujer judía a través del encendido de las velas de Shabat y de las demás festividades judías. Januká también es una "festividad de luz" en la cual cada miembro de la familia enciende la Janukiá, el candelabro de ocho brazos, durante las ocho noches consecutivas de la fiesta. ¿Qué relación encontramos entre las velas de Shabat y las de Januká? Estos dos preceptos que están relacionados con la luz. Sin embargo, uno se relaciona con la paz en el hogar, la luz hacia el interior; y el otro con la paz en el mundo, la luz hacia el exterior.

La paz, como explica Maimónides, fue privilegiada con gran importancia, pues toda la Torá fue entregada con el propósito primario de traer paz sobre el mundo, así como está escrito "sus caminos son caminos placenteros y todas sus sendas son paz" (Mishle 3:17)

Sin paz no hay hogar, sin hogar no puede haber continuidad en el pueblo. Las velas de Shabat son el espíritu que nos quisieron sacar los griegos, la Menorá de nuestros días, alumbra adentro en el hogar, e irradia su luz hacia todo nuestro alrededor, sumando a todos los seres humanos.

Lic. Daniel Levin
Vice Presidente 2º
CAJC

sábado, 26 de diciembre de 2009

Nuestros Saludos en estas Fiestas


CONFRATERNIDAD ARGENTINA JUDEO CRISTIANAQue en las próximas fiestas, la Luz, la Alegría, la Esperanza y la Fe nos guíen en el camino
del Diálogo,como instrumento para lograr la Paz y la Justicia, bases fundamentales de una sociedad a la que todos debemos aspirar

"Sus caminos son caminos placenteros y todas sus sendas son paz"

(Mishle 3:17)

"No alzará la espada Nación contra Nación, ni se prepararán para la guerra.
Descendencia de Jacob, vengan, caminemos a la luz del Señor"
(Is, 2,4-5)


Martha de Antueno
Presidenta

María Grandoli de Hrubisko
Secretaria Ejecutiva y Comisión Directiva

jueves, 24 de diciembre de 2009

NUEVAMENTE, NUESTRO DOLOR

Hace pocos días, hemos asistidos atónitos al atentado al Cementerio Israelita de Liniers. Pero en general, salvo unos pocos, la sociedad calló.

Nuevamente otro hecho antisemita de extrema gravedad, se produjo el 21 de diciembre en el Cementerio de la Comunidad Judía de San Luis, con pintadas de leyendas intimidatorias y amenazas de muerte a miembros de la Comunidad Judía de la Provincia.- Cruces svásticas en 27 sepulturas, haciendo apología del nazismo.

¿Hasta donde llegaremos de seguir este camino? ¿Realmente, deseamos los Argentinos vivir en Paz y Concordia?

Nos movemos en un mundo real, no en el mundo "del deber ser", un mundo concreto que, al analizarlo, se nos presenta como descarnado y carente de aquellos valores a los que toda persona, como tal, tiene derecho.

Comprobamos que está ausente el principio de justicia para todos, que se apoya en la concepción del hombre como persona, con primacía en el orden político y social , del mismo modo que -según el orden natural de la Creación- la persona humana tiene primacía sobre todo lo creado.

Sí o sí, debemos tomar conciencia que no podemos alentar el odio entre quienes formamos parte de esta sociedad, sino por el contrario, tenemos la obligación de cooperar para que reine de una vez por todas, la comprensión razonada y razonable de la necesidad de un principio superior de organización social y política, que se extienda a todos los terrenos donde actúa el hombre.
Esta norma suprema de convivencia social es indispensable para que la persona pueda alcanzar la perfección de su naturaleza y cumplir su destino superior.

Nos solidarizamos con quienes, una vez más, han sufrido la conducta de seres incapaces de convivir en armonía, respetándonos entre todos.

Que el espíritu de la Natividad del Señor que ya se acerca, nos haga reflexionar a los cristianos.
Que para todos aquellos que no lo son, las palabras Shalom, Salam y Paz, se hagan realidad y promesa firme en cada uno, ante la llegada del 2010 y camino al bicentenario, porque hasta el presente, pareciera que esos deseos son meras expresiones que no convierten el corazón de los argentinos.

Si seguimos cometiendo estos hechos aberrantes, no dejaremos detrás un pasado que no debe regresar y no habrá manera de avanzar hacia el futuro que debemos anhelar como personas y como Nación.

Martha de Antueno
Presidenta Confraternidad Argentina Judeo Cristiana

Una nueva red latinoamericana de diálogo

Entre los días 6 y 8 de diciembre de 2009 tuvo lugar en Montevideo el Primer Encuentro Latinoamericano de organizaciones vinculadas al Consejo Internacional de Cristianos y Judíos (ICCJ). Participaron representantes de distintas organizaciones de diálogo judeocristiano de Uruguay, Chile, Colombia, Brasil y Argentina, junto a observadores del CJL, CLAI y CELAM. Fue organizado por la Confraternidad judeo-cristiana del Uruguay, patrocinado por la ICCJ con el apoyo de la Embajada de la República Federal de Alemania en Montevideo y la Fundación Konrad Adenauer.

El antecedente que ocasionó este Primer Encuentro Latinoamericano fue, sin dudas, la última conferencia de la ICCJ en julio de 2009 y el documento de allí emanado, conocido como "Los 12 puntos de Berlín". Durante aquella instancia internacional, los representantes latinoamericanos sintieron la necesidad de contar con un canal en el que las voces y las situaciones concretas de esta región del globo tuvieran especial recepción y resonancia.

Así fue que se promovió la posibilidad de encontrarnos en Latinoamérica para reflexionar juntos sobre "Los 12 puntos de Berlín" al modo latinoamericano.

El objetivo principal fue el análisis y la aplicación de este documento a nuestras realidades regionales. Pero lo que allí sucedió fue mucho más que el intento de "bajar" los 12 puntos de Berlín. Fue, más bien, "sacar desde dentro nuestro", desde nuestra propia experiencia de años de diálogo y desde nuestra propia encarnadura, nuestra forma latinoamericana de dialogar.

La ocasión se transformó en canal, en comienzo, en nuevo alumbramiento. El diálogo latinoamericano pujó por salir para hacer escuchar su voz y generar sus propios espacios regionales. Lo compartido, discutido y celebrado tuvo rostros colombianos, uruguayos, brasileros, chilenos y argentinos, y dio origen a una nueva red latinoamericana de diálogo.

Las actividades del encuentro se desarrollaron en torno a cuatro vertientes. Algunas tuvieron que ver con la acogida y la camaradería; otras, con la exposición histórico-teológica de contenidos; otras, con el debate, el intercambio de experiencias y la proyección a futuro; otras, finalmente, con el aporte de las instituciones observadoras. En la dinámica del encuentros se dio lugar tanto al debate entre todos los miembros de la asamblea como al intercambio por grupos nacionales.

El acontecimiento de encuentro fue, sin duda, mucho más rico que lo que las conclusiones escritas puedan expresar. Como suele suceder en este tipo de encuentros, cosas muy importantes pasan en los pasillos, en las comidas, en los cruces informales. Reencuentro entre personas que se habían cruzado en otras ocasiones, rostros nuevos que traen en sí desafíos e inquietudes, discusiones no exentas tensiones y disensos. Enriquecido con las exposiciones y debates formales, el encuentro como tal fue un paso histórico en nuestras trayectorias particulares y nacionales que se abren a lo regional.

El acuerdo que resultó pretende ser una palabra que recoge la experiencia, a la vez que un trazo de caminos nuevos por los que queremos aventurarnos. Transcribimos a continuación los puntos de acuerdo a los que llegamos y que, esperamos, inspiren decisiones, prácticas, actitudes nuevas.

Establecer una red de organizaciones que promueven el diálogo judeo-cristiano en los países de América Latina y el Caribe. Intercambiar experiencias, promover el establecimiento de instancias nacionales de dialogo donde aún no existen y estrechar vínculos con la ICCJ.


Promover la difusión, el estudio y la aplicación de "Los 12 puntos de Berlín" desde las organizaciones aquí representadas.

Fomentar y extender el diálogo interior y entre las distintas comunidades religiosas nacionales para motivar la participación mayoritaria de los creyentes.

Alentar el estudio mutuo de los textos religiosos. Incentivar el diálogo teológico como respaldo a la adecuada formación inicial de los sacerdotes, pastores y rabinos y la formación religiosa de niños y adultos en las comunidades y centros educativos.

Manifestar públicamente el diálogo judeo-cristiano como testimonio de nuestra fe que no admite fundamentalismos, prejuicios y estigmatizaciones de ningún tipo. Desde esta perspectiva, ratificamos aquí nuestra apertura a otras cosmovisiones religiosas y de fe presentes en nuestro continente.

Estimular el compromiso conjunto de los integrantes de nuestras comunidades para promover la justicia y la responsabilidad social, la práctica efectiva de los derechos y deberes de los ciudadanos y el cuidado bíblico de la Tierra y de toda la Creación.

Participar activamente y desde los valores que promueven nuestra experiencia interreligiosa en la celebración del Bicentenario de la Independencia que ocupará a varios de nuestros países latinoamericanos en los próximos años.

Apoyar a los grupos de jóvenes en nuestras organizaciones para la construcción de un mundo fraterno y en paz.

Montevideo, 8 de diciembre de 2009.




La Delegación Argentina estuvo representada por: Martha de Antueno, Pastor Jerónimo Granados; Marita Grandoli; Andrea Hojman, Griselda Beacon, Boris Kalnicki y Sra.

Los 12 puntos de Berlín

Llamamiento a los cristianos y a las comunidades cristianas

1. Luchar contra el antisemitismo religioso, racial, y en todas sus formas
2. Promover el diálogo interreligioso con los judíos
3. Desarrollar una comprensión teológica del judaísmo que afirme su
integridad distintiva
4. Orar por la paz en Jerusalén

Llamamiento a los judíos y a las comunidades judías



5. Reconocer los esfuerzos realizados por muchas comunidades cristianas en los últimos años del siglo XX para reformar sus actitudes hacia los judíos
6. Reexaminar la liturgia y los textos judíos a la luz de esas reformas cristianas
7. Diferenciar entre una crítica imparcial a Israel y el antisemitismo
8. Alentar al Estado de Israel en su trabajo de cumplir con los ideales que figuran en sus documentos fundadores: una tarea que Israel comparte con muchas naciones del mundo.

Llamamiento a las comunidades cristianas y judías, y otras

9. Mejorar la educación interreligiosa e intercultural
10. Promover la amistad y la cooperación interreligiosas, así como la justicia social en la sociedad global
11. Mejorar el diálogo con organismos políticos y económicos
12. Conectarse con todos aquellos cuyo trabajo responde a las demandas de la gestión ambiental

Fotos Primer Congreso de Confraternidades Judeo Cristianas de América Latina

Martha de Antueno y de espaldas el Pastor Jerónimo Granados


Rabino Alejandro Bloch- Argentino actualmente en Chile-, Hebe Vasconcellos -Uruguay-, Pastor A. Ilhle -Uruguay y Martha de Antueno- Argentina

Marita Grandoli -Argentina-, representantes de Colombia, Uruguay y Brasil

EL PRESENTE

Tiempo de renovar el compromiso
Construyendo la nueva relación entre judíos y cristianos

En el verano de 1947, 65 judíos y cristianos de 19 países se reunieron en Seelisberg, Suiza. Se unieron para expresar su profundo dolor por el Holocausto, su determinación de luchar contra el antisemitismo, y su deseo de fomentar relaciones más fuertes entre judíos y cristianos. Denunciaron el antisemitismo como un pecado contra Dios y la humanidad, y como un peligro para la civilización moderna. Y para plantear estas cuestiones esenciales, hicieron un llamamiento en forma de 10 puntos a las Iglesias cristianas, para reformar y renovar sus concepciones sobre el judaísmo y las relaciones entre el judaísmo y el cristianismo.

Hoy, más de 60 años después, el Consejo Internacional de Cristianos y Judíos hace un nuevo llamamiento, esta vez, tanto a las comunidades cristianas como a las comunidades judías de todo el mundo. El actual llamamiento refleja la necesidad de refinar los Diez Puntos de Seelisberg, de acuerdo con los avances efectuados en el diálogo interreligioso desde aquel innovador documento de 1947.

Este nuevo llamamiento contiene 12 puntos, presentados como metas, y está dirigido a los cristianos y a los judíos, y a las organizaciones de cristianos y de judíos.

Estimulados por la iniciativa de Seelisberg, hemos trabajado para superar la herencia de prejuicios, odios y desconfianza mutua. A través de un serio compromiso con el diálogo, el análisis autocrítico de nuestros textos y nuestras tradiciones, estudios conjuntos y acciones en común por la justicia, llegamos a entendernos mejor, nos aceptamos mutuamente en la plenitud de nuestras diferencias, y afirmamos nuestra común humanidad. Entendemos que las relaciones judeo-cristianas no constituyen un “problema” que debe “solucionarse”, sino más bien un continuo proceso de aprendizaje y refinamiento. Y tal vez lo más importante: hemos encontrado amistad y confianza. Hemos buscado y hallado juntos la luz.

Con este espíritu, hacemos este llamamiento a las comunidades cristianas y judías de todo el mundo.

domingo, 20 de diciembre de 2009

PRESENTACION

La CONFRATERNIDAD ARGENTINA JUDEO CRISTIANA se constituye con la convicción que el conocimiento mutuo es la base para el respeto entre las religiones y los pueblos.
Judíos y cristianos trabajamos juntos elaborando nuestras raíces comunes, reconociendo nuestras diferencias, pero dispuestos al diálogo y al compromiso mutuo.- Juntos para construir una sociedad donde impere la unidad entre los hombres y que se enriquezca con el espíritu y la visión distintos de cada uno de ellos: una sociedad plural más justa y menos violenta. Buscamos generar un espacio de encuentro personal entre judíos y cristianos para poder elaborar juntos la comprensión y el conocimiento mutuo.-
Considerando los conceptos anteriores como un mandato, actúa:

1. Creando espacios de encuentro en disertaciones, cursos bíblicos, simposios, grupos de trabajo específicos en educación y de encuentro grupal pluralista de jóvenes.

2. Sostiene una relación constante con las autoridades nacionales, religiosas y laicas.

3. Interviene ante las autoridades institucionales, políticas, religiosas y ante los medios de comunicación cuando se juzgue necesario.

COMISION DIRECTIVA

Presidente: Martha de Antueno de Vergara Vacarezza
Vice Presidente 1º: Pastor Jerónimo Granados
Vice Presidente 2º: Daniel Levin
Secretaria: María Grandoli de Hrubisko
Pro Secretaria:Berta Goldsztein
Tesorera: Stella Maris Alonso
Pro Tesorero: Laerte Martinez

Vocales:
1 º. P. Hernán Pérez Etchepare, ssp
2º. Andrea Hojman
3º Cristina Calatroni de Lerner

Vocales Suplentes:
1ª Sonia Ruth Ercoli
2º Graciela Maggio
3º Griselda Beacon

Órgano de Fiscalización:
1º Carmen Lascano Quintana
2º Clara Zviklich de Kalnicki
3º: Abraham Munk

Suplentes:

2º: Marcelo Lerner
3º Raúl José Hrubisko

Presidentes honorarios :
Marta Bauchwitz nds
Boris Kalnicki

Asesores Espirituales:
• Rabino Sergio Bergman
• Rabino Abraham Skorka
• Pbro. Víctor Fernández
• P. Aldo Ranieri, odb
• P.Ignacio Pérez del Viso (SJ)
• Obispo Aldo Echegoyen

sábado, 19 de diciembre de 2009

MIEMBROS Y ENTIDADES ADHERIDAS

La CAJC es miembro permanente del capítulo local de la Task Force Internacional: Investigación, Memoria y Recordación del Holocausto

Miembro del Diálogo Ciudadano


Alemania: Deutscher Koordinierungsrat der Gesellschaften für christlich-jüdische Zusammenarbeit
Argentina: Confraternidad Argentina Judeo Cristiana
Australia: The Australian Council of Christians and Jews
Austria: Koordinierungsausschuss für christlich-jüdische Zusammenarbeit
Belorusia: Belorusskaya Meshkonfessionalnaya Associacya
Bélgica: Overlegorgann van Christenen en Joden in België / Organe de Consultation entre Chrétien et Juifs an Belgique
Brasil: Conselho de Fraternidade Cristâo-Judaica
Canadá:Canadian Council of Chirstians and Jews
Chile:Confraternidad Judeo-Cristiana de Chile
República Checa: Spolecnost Krestanu a Zidu
Colombia: Foro Ecumenico de Cali
Francia: Amitié Judeo-Chrétiene de France
Gran Bretaña:The Council of Christians and Jews
Hungría: Magyaroszági Kereszteények Zsidok Tanácsa
Irlanda: Irish Council of Christians and Jews
Israel:Interreligious Coordinating Council in Israel ; The Israel Interfaith Association
Italia: Federazione delle Amicizie Hebraico-Cristiane in Italia
Latvia:Latvijas Kristiešu un Ebreju Padome
Luxemburgo: Association Interconfessionelle de Luxembourg
Holanda: Overlegorgaan von Joden en Christenen in Nederland
Nueva Zelanda: New Zealand Council of Christians and Jews
Polonia: Polska Rada Chrzescijan I Zidow
Rusia: Litzom k litzu
República Eslovaca: Spolecnost Krestanova Zidov na Slovensku
España: Centro de Estudios Judeo-Cristianos
Suecia: Samarbetsrådet för Judar och Kristna
Suiza: Christlich-Jüdische Arbeitsgemeinschaft in der Schweiz
Estados Unidos de América: NationalConference of Christians and Jews; Council of Centers on Jewish-Christian Relations
Uruguay: Confraternidad Judeo Cristiana del Uruguay
Venezuela: Comité de Relaciones entre Iglesias y Sinagogas establecidas en Venezuela